viernes, 26 de abril de 2013

46.- LA SEGUNDA VENIDA CRISTO, LA VUELTA DEL SEÑOR



46.- LA SEGUNDA VENIDA CRISTO, LA VUELTA DEL SEÑOR

 Como no hemos querido aprender, entender, escuchar, estamos ante lo inevitable, estamos ante El Silencio de Dios, y es donde, hablarán los hechos, tanto  nivel personal, como nacional e internacional.

 No hemos querido escuchar al Señor, aceptar Su Revelación, colaborar con Su Paso-Venida-Vuelta al mundo que es por y para nuestro Verdadero y Eterno Bien, así como para el mismo Verdadero Bien ahora, actual.

 La consecuencia es que no lo vamos a ver, no lo vamos a escuchar, no lo vamos a encontrar, estamos ante un gran vacío, una gran desolación, ante la ausencia de Dios, aquello que generalmente se ha dado en llamar, ‘El Gran Castigo’, horas de oscuridad, tinieblas, de falta de Dios, de Su Presencia-Vida-Luz-Amor.

 Esto que parece poco, nada, intrascendente o cosa de locos, es lo mas grave a lo que podríamos haber llegado, FALTA DIOS, y eso no es poco, estamos ante su Ausencia, lo que es lo mismo que decir,  que estamos ante la Justicia Divina, la Gran Desolación, la Abominable Desolación, o Abominación Desoladora.

 Que falte Dios, que estemos ante Su Ausencia o Justicia, quiere decir que no hay Amor-Vida-Verdad, ni en los corazones, ni en las naciones, ni en el mundo, sino todo lo contrario, odio-muerte-mentira, un gran vacío, una gran desolación, siendo las tres cosas, cada persona, las naciones y el mundo, abismos, pozos, aguajeros, sepulcros.

 Que se trata de vacío-desolación, significa que es falta o ausencia de Dios-Vida-Verdad, pero, tales abismos-sepulcros, están llenos de podredumbre, descomposición, maldad, corrupción, abominación, es decir, fermentan los gusanos, los vicios que corrompen y corroen a las almas, a las naciones y al mundo.

 Como no hemos querido escuchar, prestar atención, ni obedecer a Dios, no le prestamos atención a sus Revelaciones, ni a los signos, ni a nada, sino que, cada uno siguió su propio camino haciendo lo que se le vino en ganas, entregándose a toda clase de vicios, perversiones, corrupciones, hemos llegado a esta hora en la que Dios ya no Se Revela, no Habla, ni se le puede encontrar en el mundo, pues no tiene lugar, ni tiempo  para estar presente en su misma Creación.

 Así es que hay tinieblas, muerte, destrucción, guerra y rumores de guerra, vacío, desolación, corrupción, perversión, es decir, se halla instalado en el mundo el reinado del adversario, de la muerte, lo que tiene su expresión o realidad material, su extremo mas bajo en el nuevo orden mundial imperante.

 En las naciones, la expresión de este reinado o imperio de las tinieblas, es esta transformación de las naciones y estados para ser integradas al imperio mundial-nuevo orden mundial. Esta transformación estatal y nacional, es la muerte que e impone en el estado y en la nación para someterse al reino o imperio, al nuevo orden mundial.

 En las almas, en cada uno en particular, también reina-impera la muerte eterna, domina el adversario, no hay Dios, no hay Amor, no Hay Vida Eterna o Espiritual, no hay voluntad de amar, sino solo orgullo, amor propio, miedo, amor propio, obsesiva, angustiante y desesperante preocupación por sí.

 La expresión material de esa realidad interior de las almas es que cada uno hace lo que se le ocurre, vive egoístamente para lograr ser amado, adorado, aceptado, se convierte en una exageración de sí, se rinde culto, y desesperado quiere que otros lo miren, acepten y le rindan culto también, dejándose ahogar por el miedo, olvidándose mas y mas de Dios, y desobedeciéndolo mas, aun cuando algunos hablan de Él o sobre Él.

 Al decir que hablarán los hechos, se hace referencia a que, de manera irremediable, inevitable, avanzarán la muerte eterna, el adversario y todos los enemigos espirituales, aumentará la corrupción interior, nacional e internacional, tanto a nivel espiritual, como material, y es así que en el mundo se consolidará el nuevo orden mundial, en los países y naciones lo que corresponde a éste para convertirse en provincias o administraciones de del imperio mundial, y en la vida personal, cada uno se volverá mas vacío, desalmado, bestial, vicioso, orgulloso, lleno de amor propio, preocupación por sí, egoísmo, miedo, vicios, corrupciones, las almas serán a cada instante mas materialistas, racionalistas, humanistas y faltas totalmente de amor y de voluntad de amar.

 Cada uno interiormente es responsable por su vacío y desolación, por al falta de Vida-Eterna o Espiritual, por los vicios y la corrupción que lo devoran y atormentan, por estar sometido al imperio de la muerte eterna que lo asola, desola, consume, angustia, desespera. Luego, cada uno por esa desolación que provoca en el su vida, es responsable por aumentarla en el mundo, y también hay responsabilidades conjuntas por las que e hacen en grupo, en asociaciones.

 La cuestión es que la corrupción es espiritual porque falta Dios, luego es material porque en la vida de cada uno, como en el mundo, falta Dios, no hay Verdad, no hay Vida, no hay nada bueno, todo se ha sometido al imperio del adversario, pues cada uno en su vida ha adquirido el espíritu del enemigo, un espíritu de orgullo-muerte, de preocupación por sí, de miedo, vicios, perversiones, ambiciones, etc., cada uno ha llegado a ser cómplice de satanás en su propia degradación, corrupción, abominación, y luego, todos hemos colaborado en eso mismo provocando la muerte del mundo, la falta de Dios en éste y el consecuente avance de las tinieblas infernales con quién reina y quienes habitan en ellas.

 De esta manera, los hechos que se sucederán en adelante, serán peores que los vividos hasta ahora, es decir, aumentará el miedo, las tinieblas crecerán, y así, las almas se volverán mas demoníacas, deformes, abominables, perversas, corruptas, incapaces de controlarse siquiera a sí mismas, entregándose desenfrenadamente a vicios y caprichos, corrupciones, depravaciones, abominaciones, y lo mismo sucederá a nivel general, y es así que habrá gobiernos mas corruptos, despóticos, tiranos, represivos, opresivos e ilegales, luego, a nivel mundial, avanzará y se consolidará definitivamente el nuevo orden mundial como soga al cuello para estrangular y someter a las naciones, las que someterán a sus habitantes mas, y así es como sufrimos las consecuencias de haber echado a Dios de la vida personal, nacional y mundial.

 El cuento nos lo comimos nosotros, los cerdos nos dominan, es como en ‘la rebelión en la granja’, pues no nos liberamos de Dios para ser libres, sino esclavos, nos hemos vuelto rebeldes a Dios para alcanzar una esclavitud de las tinieblas y de los demonios, de los vicios y corrupciones, tanto a nivel personal, como nacional y global.

 En definitiva, lo que no quisimos, ver, entender, aceptar, lo que fue Revelado, queda demostrado en los hechos, hablan los hechos, reina el adversario en el mundo porque lo hace en las almas, cada uno comparte su espíritu y no ha querido recibir el Espíritu de Dios.

 ¿Solución?, humanamente no la hay, no es posible, ¿Puede un muerto levantarse por sí mismo?, no la solución Es Dios, porque Siempre ha Sido Dios y Siempre Será Dios, porque Él Es Dios, y Solo Él lo Es, y Siempre lo Será, así es que tenemos que hacer lo que no hicimos, volver a Dios, convertirnos, empezar a prestarle atención, pedirle la Resurrección, que nos saque del imperio de la muerte, y comenzar a hacerlo personalmente, respondiendo en forma personal, para que también sea un avance y bien para muchos haciendo retroceder las tinieblas en el mundo.

 En definitiva, hay que empezar a amar a Dios, y así es que Viene-Vuelve El Señor, y así es que comienza una nueva creación y es la forma en que volvemos a la vida, a tener Espíritu-Vida-Luz-Amor.

 En vez de decir, siempre, ‘yo’, tenemos que empezar a decir, “Siempre Él”, porque de lo contrario, quedamos atrapados, enredados, en un remolino de egoísmo obsesivo, angustiante, desesperante donde no hacemos que insistir con lo que nos pierde, deforma, corrompe.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Entrada destacada

NUEVO ORDEN MUNDIAL = ORDEN SATÁNICO INFERNAL

NUEVO ORDEN MUNDIAL = ORDEN SATÁNICO INFERNAL 1.- El nuevo orden mundial es la expresión terrenal del imperio espiritual de...